Laguna de Bacalar: Está perdiendo sus colores debido a la contaminación.

Laguna de Bacalar: Está perdiendo sus colores debido a la contaminación.

Laguna de Bacalar: Está perdiendo sus colores debido a la contaminación.

Un estudio de la UNAM, señaló que los ecosistemas como la Laguna de Bacalar son muy frágiles, por lo que señala cuales pueden ser los motivos por los que este sitio turístico está perdiendo su color natural.

La Laguna de los siete colores, consigue este efecto debido a los diferentes grados de profundidad de sus blancas arenas, no obstante, factores como el establecimiento social, materia fecal y orina de animales y humanos, basura y el uso de fertilizantes, han provocado un color opaco y verdoso en el lugar.

Un estudio de la UNAM, señaló que los ecosistemas como la Laguna de Bacalar son muy frágiles, por lo que señala cuales pueden ser los motivos por los que este sitio turístico está perdiendo su color natural.

Nuevo golpe para Quintana Roo: expertos alertan del deterioro del ...

La científico que llevó a cabo el estudio, señaló que en los últimos tres años, la demanda turística de la zona aumento, situación que ha deteriorado de manera acelerada la calidad de las aguas. Hace más de una década, se ha identificado que la Laguna de Bacalar pasó de recibir decenas de visitantes al año a más de 140 mil turistas al año.

El incremento se debió a la aparición del sargazo en el Caribe Mexicano, por lo que los turistas buscaron otros nuevos lugares para vacacionar, y uno de los puntos que se volvieron referencia para los visitantes, fue la Laguna de Bacalar, lo que los llevó a improvisar hoteles y comercios de atracción turística, que no contaban con ningún tipo de regulación, ni las condiciones adecuadas de higiene, lo que afectó los cuerpos de agua del lugar.

La científico explicó que el problema de agudiza, porque la laguna forma parte de la cuenca hidrológica, que constituye un corredor transversal costero de flujo de aguas superficiales y subterráneas, que conecta al Caribe con otros cuerpos de agua, y ahora se vierten grandes cantidades de nitrógeno y fósforo que favorecen el crecimiento del plancton, lo que ha derivado en el cambio de coloración.

Laguna de Bacalar, un lugar mágico para una escapadita con tu pareja

De igual manera, los microorganismos que habitan la laguna se han visto afectados, pues Bacalar es uno de los cuerpos de agua dulce más grandes de la Península de Yucatán, al ser la morada de arrecifes de bacterias como lo es los microbialitos que han habitado en este espacio más de nueve mil años y que se encuentran enfermos en la actualidad.

La experta señaló que los procesos económicos que relacionan ambos ámbitos turísticos y sociales no están peleados con la conservación del entorno, ademas que deben tomarse en cuenta las bondades que proporcionan los ecosistemas como lo es la filtración de agua, producción de oxigeno, biodiversidad y captura de carbono.

Con información de La Verdad.

Ver comentarios

Comentarios